No existen emociones inapropiadas, sólo comportamientos inapropiados

Este post fue escrito por la Dra. Chantel Ishola.

Hace tres años, cuando mi hijo estaba disfrutando de su primer año como pre escolar, recibí una nota de su maestra. Estaba presentada en papel naranja y letras negras, posiblemente porque estábamos cerca de Halloween. Una parte de la nota decía lo siguiente: “Le estamos enseñando a su hijo que no existen emociones inapropiadas, sólo comportamientos inapropiados.” “Qué maravilloso”, pensé “El colegio de mi hijo le está enseñando auto control”. Estaba encantada que mi hijo estuviera escuchando el mismo mensaje en casa y en su colegio respecto al auto control (es decir, usar palabras en lugar de expresar su rabia físicamente). Mientras reflexionaba esta nueva realidad de poder ir al supermercado con un hijo de tres años que comprendiera el concepto de auto control, comencé a preguntarme qué ocurriría si estos principios se le enseñaran a todos los estudiantes.

Nuestros principios internos son un reflejo de lo que creemos que es importante, reflejan nuestros paradigmas. Si creemos que la honestidad es importante, se refleja en nuestro carácter, porque no mentimos. Por lo tanto, nuestros principios impactan sobre nuestro comportamiento y – al final – en nuestro carácter. Cuanto más aprendía de principios, más entendía que modelo El Líder en Mí tiene un impacto positivo por las habilidades que le enseña a los chicos. Decidí investigar estas habilidades enseñadas por El Líder en Mí para mi disertación.

 CrXXumrUAAAW67y

Para mi investigación, elegí escuelas primarias en los EEUU del Medio Oeste. Me entrevisté con educadores, personal administrativo, directores y padres. Aplicando los 18 Valores Instrumentales de Milton Rokeach (1973) y los 7 Hábitos, le pedí a los participantes entrevistados que conectaran las habilidades que notaban que sus alumnos exhibían luego de aprender los Hábitos.

Mi investigación indica que hay siete habilidades como las más asociadas a los 7 Hábitos. Estas habilidades son: responsabilidad, una propensión a ayudar, ambición, auto control, respeto, independencia y cortesía.

Si miramos esta lista, responsabilidad, ambición, auto control, independencia y respeto, reflejan la competencia individual de una persona. Los principios de competencia son aquellas habilidades vinculadas con el propio individuo (Rokeach, 1973). Las competencias son comportamientos que mejoran el desempeño de un individuo (Sparrow, 1997).

Ser servicial y cortés son principios éticos. Estos pertenecen a las relaciones interpersonales de una persona (Rokeach, 1973). La ética es un comportamiento apropiado y guía nuestras interacciones entre nosotros o nuestra conducta hacia el otro (Kaur, 2015).

Cinco de estos siete principios – responsabilidad, ambición, auto control, independencia y respeto – son habilidades de competencia. Dos de los principios – propensión a ayudar y cortesía – son principios éticos.

En consecuencia, los hábitos fundamentalmente enseñan habilidades vinculadas con competencias o de mejora en el desempeño, las que causan mejoras tanto en el aprendizaje como en el comportamiento de los alumnos. Como resultado, los alumnos se lideran mejor y – en forma natural – comienzan a liderar a otros también. bike-775799_1920

Cuando comencé mi investigación, estaba convencida que El Líder en Mí enseñaba principios morales. Pensaba que “honestidad” sería el principio más importante enseñado en ese proceso. Me conmovió darme cuenta que enseña habilidades de competencia y ética.

A medida que continué mis investigaciones, aprendiendo más sobre comportamientos, desempeños y liderazgo, me di cuenta que tiene todo el sentido del mundo! El Líder en Mí mejora resultados clave, como los de comportamiento, habilidades sociales y logros académicos. Estos tres resultados se mejoran a través de las habilidades de competencia que los alumnos aprenden a través del proceso. Los 7 Hábitos fomentan mucho más que rasgos de carácter y habilidades de liderazgo. Son necesarios para el éxito en la vida personal de los alumnos, su educación y sus vidas. Los hábitos desarrollan comportamientos positivos basados en principios, en estudiantes que saben cómo liderarse ellos mismos y liderar a otros.

Al exponer a los alumnos a estas herramientas vitales y permitiéndoles practicarlas desde una joven edad, la probabilidades de que los alumnos continúen utilizando estas habilidades a medida que crezcan tiende a aumentar. Aún más, el hecho de que los estudiantes continúen su práctica, incrementa las posibilidades de que resulten ser líderes éticos, productivos y competentes. 


Si desea información sobre talleres para educadores o sobre cómo podemos implementar El Líder en Mí en su centro educativo, comuníquese con nosotros: capacitar@franklincovey.edu.uy. Con gusto atenderemos sus consultas.

Tenemos soluciones para niveles: pre escolares, primaria, secundaria, bachillerato y universitario. Por más información. www.franklincovey.edu.uy.

 

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

thời trang trẻ emWordpress Themes Total Freetư vấn xây nhàthời trang trẻ emshop giày nữdownload wordpress pluginsmẫu biệt thự đẹpepichouseáo sơ mi nữHouse Design Blog - Interior Design and Architecture Inspiration